Comportamiento No Verbal del Debate 2018

Poralfonso

Comportamiento No Verbal del Debate 2018

Es de esperarse que después del debate presidencial 2018 en Puebla y todo México el electorado esté harto de lo sucedido. Desde una rama de la psicología hay sin embargo quien saca provecho para hacer análisis que resultan en verdad interesantes. Me refiero a lo que tiene que ver con la práctica de analizar el comportamiento no verbal de los candidatos. El recurso fue empleado en las publicaciones del lunes por varios medios de comunicación para darle seguimiento al sonado encuentro.

Entre los diagnósticos, hay claro opiniones encontradas que favorecen más a alguno o alguno de los contendientes. Hay también quien señala que todos tuvieron fallas en lo que demostraron físicamente al presentarse en cadena nacional durante casi dos horas seguidas. Pero ¿Cómo es que la psicología tiene que ver en las interpretaciones de los gestos y movimientos de las personas? La respuesta se encuentra en la psicología de la comunicación, que es uno de los varios ángulos que se estudian.

Los que vimos los poblanos en el debate suele analizarse desde esta perspectiva bajo un precepto bastante tajante y amplio. Este radica en que entre el 50 y el 70 por ciento de mensajes emitidos y recibidos son no verbales. Gran parte de ese comportamiento no verbal no es controlable por parte de quien lo emite, pero sí es perceptible.

Así pues, el engaño se convierte en una estrategia que poco le podrá servir a quien intente controlar los aspectos. Entre otras razones porque estos tienen que ver con gestos miradas t también con las expresiones faciales que se hacen. Porque, además, puede o no existir una relación entre lo que se dice y lo que se expresa sin palabras. Como podremos ver en las siguientes líneas, no se trata de simples interpretaciones al aire las que hacen los analistas. En realidad, la psicología de la comunicación tiene como en todas las ramas sus respectivos conceptos y también su teoría.

Comportamiento No Verbal: Lo que sucede.

Para entender un poco qué fue lo que vimos los poblanos en el debate hay que distinguir cuatro conceptos básicos. La familiaridad se refiere al conocimiento que la persona tenga de la situación a la que se está produciendo interacción. Lo segundo está relacionado con que el comportamiento no verbal debe de entenderse como un conjunto, no como señales aisladas.

La lista incluye también a la congruencia que relaciona lo que se expresa verbalmente y lo que no se dice. Asimismo, hay que tomar en cuenta que se expresa no verbalmente en un contexto con interpretaciones dentro de una cultura. Vistos los cuatro conceptos que se establecen desde el comportamiento no verbal, podemos revisar entonces cómo se puede intentar engañar.

Aunque en realidad es más fácil engañar con lo que se dice verbalmente sí hay algunos factores no verbales identificables. Cuando se miente se puede reflejar el estrés, el miedo y también que se hace un esfuerzo para sostener esto. También se suma un observable intento de la persona por mantener el control de la información, aunque con actitudes artificiales.

Ante esto los procesos de la mente que van con el acto de mentir derivan en involuntarias conductas no verbales. Una de ellas por ejemplo es la sonrisa que según Ekman O’Sullivan que ha estudiado la mentira puede tener variaciones. El estudioso explica que la sonrisa puede ocultar emociones con una risa falsa y una risa nerviosa a detectarse físicamente. La voz es otro signo pues puede ser más aguda o de expresado tono si hay estrés y también ansiedad. En tanto que ritmo de hablar lento y con errores, así como los gestos artificiales también son factores de mentira.

 

CONOCE EL MECANISMO DE DEFENSA MÁS VISITADO EN LA PÁGINA

Acting Out

 

[kkstarratings]

Acerca del autor

Deja un comentario

Abrir chat
Hola. ¿En que te puedo ayudar?